Reconocer, valorar y exaltar la trayectoria de hombres y mujeres que han aportado al desarrollo y difusión de las artes en el municipio de Itagüí, Antioquia; Colombia, es una misión que adoptamos desde la REVISTA IDEARTE con total compromiso histórico y respeto por nuestro patrimonio cultural y humano, sustento de nuestra identidad cultural local. 

Itagüí ha sido y es cantera de expresiones artísticas diversas, destacándose la música y la danza de este universo de posibilidades. Para los años 80 se palpitaba con vehemencia por la reivindicación social y cultural local y al calor de esta motivación se gestaban expresiones diversas desde la conformación de grupos ciudadanos de trabajo por el arte y la cultura hasta la consolidación de grupos de proyección artística que alimentaban con pasión las jornadas artísticas que se realizaban en el Parque Obrero y otros espacios del públicos, de grata recordación para  quienes tuvieron la oportunidad de vivirlos.  

Carlos Mario Acosta Herrera hace parte de esta madeja histórica quien desde la música aporta al movimiento cultural del que hacemos referencia. Conocido por su talento y virtuosismo en la interpretación de la Quena, además de otros instrumentos que ejecuta, CARLOS QUENA, como es conocido en el mundo artístico local y nacional, es nuestro invitado para conversar de su trayectoria y sus proyectos actuales. 

Rodrigo Morales: Bienvenido a Carlos Mario Acosta Herrera bienvenido a este medio alternativo de circulación artística y cultural. Mario tú eres nacido en Itagüí?

Carlos Quena: Nacido allí en el hospital San Rafael y bueno toda la vida residente aquí en Itagüí 

R. M: Con tu larga trayectoria como músico, ¿quisiera saber cuáles fueron tus inicios musicales, donde empezaste tu inquietud por la música? 

C. Q: Bueno, realmente Itagüí floreció en su apogeo de las músicas folklóricas por allá en 1980 y fue entonces cuando tuvimos la oportunidad con otros amigos de conformar agrupaciones como Bitagui, el Sentir de los Andes, Karihuaña entre otros. Aquí en el municipio, Sol Mayor, el Grupo Alturas y ya vamos para más de 40 años de tradición de la música latinoamericana en nuestro municipio. 

R. M: ¿Cuáles fueron tus primeros profesores y cuál fue el primer instrumento que aprendiste?

C. Q:  Realmente el instrumento apasionante, digamos el instrumento de bolsillo, lo llamamos así pues realmente es un instrumento que cabe en una mochila, además de que era el instrumento líder en las melodías de los temas folclóricos es la Quena.

Me inicie en Quiramani que fue una corporación de antropólogos y músicos de la universidad de Antioquia que desarrollaron un proyecto de educación musical con semilleros en varios partes de la ciudad. Yo fui uno de los afortunados en este proceso con nuestros amigos y familiares y bueno a ellos les debemos el inicio de la música andina aquí en Itagüí. 

R. M: Volviendo a esta historia de las agrupaciones hay una agrupación muy importante en la historia de la música en Itagüí que fue Sol Mayor, háblanos un poco de esa época.

C. Q: Sol mayor fue un proceso musical muy importante realizado aquí en Itagüí que partió siempre de la posibilidad de experimentación sonora con instrumentos étnicos y electrónicos. En tal caso pues, mezclamos los sintetizadores, el bajo eléctrico, la guitarra electroacústica, batería; todo el compendio de los instrumentos folclóricos en lo que tal vez fue un momento histórico para la música en el sentido de que fue un atrevimiento salirnos un poco del moralismo folclórico e incursionar en nuevas tendencias. El acercamiento a la composición, a la creación y bueno creo que Sol Mayor ha sido de los pilares fundamentales de mi formación musical.

R. M: Otro aspecto que me parece muy importante de tu trayectoria se refiere a los años que estuviste como músico de planta en la Cabaña del Recuerdo, en Envigado con esa agrupación maravillosa que se presentaba allí.  Cuéntanos de esa experiencia. 

C. Q: Por supuesto la Cabaña del Recuerdo nos acogió en un proyecto musical del cual fui partícipe. Con otros amigos incursionamos en las músicas populares: pasillo, bambuco, boleros, tangos y la música andina. Yo tuve la oportunidad de ser partícipe de ese proceso por 20 años, hasta los últimos días que por la situación que vivimos se suspendió.

R. M: Quisiera que nos comentará un poco sobre la producción musical “Akutun”. Háblanos de este trabajo.

 C. Q: Akutun hace parte de los últimos trabajos que he realizado en compañía de Rodrigo Herrera y de Alejandro Gutiérrez, que es nuestro productor. Es un trabajo que imprime algunas de las últimas composiciones de nuestro amigo Rodrigo Herrera y algunos clásicos inolvidables de la música andina que los tenemos aquí plasmados, en nuestro primer trabajo discográfico como “Akutun” que traduce volver.

R. M: En toda esta trayectoria que llevas en este proceso de la música, 42 años, además de todos los escenarios que te ha tocado pisar, disfrutar y regalar tu música, has hecho además de esta grabación de Akutun, otras grabaciones, quiero que nos cuentes y nos hables de esas producciones.

C.Q: El trabajo de Carlos Quena es el último, la última producción que he realizado donde compilo dos producciones con diez temas de un trabajo anterior que no tuvo mucha circulación y 10 nuevas interpretaciones. He titulado este trabajo “Leonilde”, en homenaje al maestro Pedro Morales Pino. 

Para adquirir estas producciones pueden llamar al número 321 6 13 28 79 (Akutun y Carlos Quena “Leonilde”).

R.M: Un hombre sencillo dedicado a la música folclórica andina que hace parte del paisaje cultural de Itagüí es Carlos Mario Acosta Herrera “Carlos Quena”.